Logra  la excelencia a través de tus newsletters

Logra la excelencia a través de tus newsletters

Logra  la excelencia a través de tus newsletters
Compartir

¿Cómo lograr un compromiso con la excelencia a través de tus newsletters?

Así que has tomado la decisión de fidelizar a tus clientes y crear audiencia... Estás buscando la manera de mejorar la comunicación online, cultivar la relación con tus contactos y generar tráfico en tus redes sociales y blog. O más bien, quieres promover una oferta o dar a conocer una noticia, el lanzamiento de una nueva línea de productos o actualización de tu portal web. Todos estos objetivos puedes lograrlos haciendo uso de una herramienta muy poderosa: la newsletter. 

Una newsletter o boletín informativo es un correo electrónico que se envía de forma periódica a tus clientes actuales o potenciales. Dado que a través de la misma se pueden incluir contenidos de tipo promocional, informativo o educativo, entre otros, ésta te permite marcar la diferencia entre tu marca y la competencia.

Las empresas que ofrecen productos o servicios a nivel detallista, dirigidos a clientes B2C o “shoppers”, pueden aprovechar el empleo de las newsletters como herramienta de comunicación. Teniendo en cuenta que te diriges al consumidor final, debes ofrecerle un contenido relevante y cautivador, capaz de despertar su interés por la empresa y tus productos cuando visiten tu tienda online. 

En este post te compartimos los tips fundamentales para que tu estrategia de newsletters sea todo un éxito:

1. Organízate: define tus objetivos y estrategia editorial

Para tener éxito a largo plazo con el envío de tus newsletters, debes ser consciente de que se trata de algo mucho más valioso que una simple notificación que envías a tus clientes cada cierto tiempo. Para dar este primer paso, hazte las siguientes preguntas:

- ¿Quién es mi público objetivo y cuáles son sus necesidades? 

- ¿Cuál es el objetivo de mi newsletter?

Con el fin de clarificar tus ideas e intenciones mediante los mensajes que quieres transmitir, a la hora de componer una newsletter es fundamental contar con una estrategia diseñada en base a determinados objetivos previamente establecidos. 

¿El punto de partida? Sin duda, debes comenzar por depurar y segmentar tu base de datos en línea con las  características de tus contactos. 

Además, te recomendamos definir un calendario de contenidos que te permita planificar los envíos y mantener la coherencia entre los mismos. Puedes plasmar la información en un documento Excel, que incluya: asunto del correo; título; temática; fecha de envío y días festivos; entre otros datos esenciales. 

2. Crea un asunto tentador, que impulse la tasa de apertura

Desde el primer momento, déjale claro al lector de qué se trata la edición de la newsletter. Éste debe poder comprender de qué va el contenido sin hacer ningún tipo de esfuerzo interpretativo. 

Te recomendamos evitar los asuntos genéricos, así como también escribir todo en mayúsculas, incluir muchos signos de puntuación, o mismo utilizar frases trilladas, tales como “descuento”, “oferta” o “gran oportunidad”, entre otras.

Coméntale al lector de forma precisa cuál es el aporte de valor que le estás entregando mediante la información enviada. Por ejemplo: “Hola Marta! Hoy te traigo los tips para crear una newsletter exitosa”. Como ves, la personalización del asunto es de vital importancia.

Enfócate en despertar su interés y dejarlo con el deseo de saber más acerca de dicho contenido. Frases como “Las 5 claves para lograr…” o “El secreto del éxito para triunfar…” pueden resultar de gran utilidad para ayudarte a crear este gancho.

3. Diseña piezas con estructuras atractivas

Con el fin de evaluar qué diseños prefieren tus clientes, te recomendamos crear y enviarles más de una versión del boletín informativo. A partir de las tasas de aperturas y clics podrás conocer estos datos.

Por ejemplo, si quieres probar una estructura simple y resumida, tu boletín debe incluir: encabezado; título; imagen; texto y un llamado a la acción. 

Asimismo, puedes diseñar una pieza más visual - con menos texto y más imágenes - que incluya: encabezado; imagen principal; texto principal; llamado a la acción principal; imágenes secundarias y uno o más llamados a la acción. 

pago aplazado

4. Selecciona aquellos KPIs que te permitan medir resultados

A continuación, te presentamos 3 de los indicadores más importantes que debes tener en cuenta para medir tus esfuerzos:

1. Tasa de rebote

Esta métrica te permite conocer el porcentaje de correos electrónicos de tu campaña que, por algún motivo, tus contactos no han recibido con éxito. 

La fórmula para calcularla es: [1 – (N.º de correos electrónicos entregados / # de correos electrónicos entregados)] * 100.

2. Tasa de apertura

Dicha métrica se utiliza para calcular el grado de engagement que tienen tus emails. La tasa de apertura refleja cuán interesados están tus suscriptores en abrir tus correos y averiguar qué tienes para decirles. 

Si tu  porcentaje de apertura está por debajo del 20%, quiere decir que hay algo que estás haciendo mal. De ser así, te aconsejamos poner atención en tus líneas de asunto (puede que sean demasiado genéricas) y en comprobar si tu email fue categorizado como “spam” en vez de aterrizar en las bandejas de entrada principales de tus contactos.

En este caso, la fórmula para calcularla es: (número de correos electrónicos (únicos) abiertos / número de correos electrónicos entregados) * 100.

3. Tasa de clics

Estamos frente a la métrica más acertada para conocer el rendimiento total de tu campaña de email marketing. La tasa de clics refleja con claridad el porcentaje de tus contactos que interactúan con los enlaces de tus correos, así como también su interés por recibir más información. 

Para calcularla, debes utilizar la siguiente fórmula: Número de clics (únicos) en los enlaces de tu correo electrónico/ Número de correos electrónicos entregados * 100.

5. Permite que tus suscriptores puedan “darse de baja” en cualquier momento

Ten en cuenta que facilitar a los suscriptores la posibilidad de darse de baja de tu cadena de newsletter no es una elección, sino una obligación legal. 

Por ley, todo correo que envíes ha de incluir un enlace visible para que el receptor pueda darse de baja de forma sencilla y gratuita.

Si bien el hecho de querer dejar de recibir tus boletines informativos denota desinterés por parte de tus suscriptores, esta puede ser una excelente oportunidad para hacer que se lo piensen dos veces… 

De forma amigable, aprovecha esta potencial despedida para transmitirle al usuario por qué le conviene continuar recibiendo tus correos en su bandeja de entrada. 

¡Es hora de que tu newsletter sea percibida como un contenido de valor!

¿Eres un e-commerce? ¡No dudes en contactarnos!

¿Te gustó lo que estás leyendo? ¡Suscríbete al blog!
Thank you! Your submission has been received!
Oops! Something went wrong while submitting the form.
Otros artículos interesantes